Bebamos agua….para adelgazar…

Hola amigas. Hoy vamos a hablar de la importancia que tiene beber agua para nuestro organismo y sobre todo para adelgazar en general y nuestras piernas en particular.
Vamos a partir del hecho, que es fundamental beber al menos 2 litros de agua diario. Las razones muchas y variadas.
Vamos por partes.
Existe la creencia que el beber agua perjudica el tema de la retención de líquidos cuando es justamente al revés.
Sí, si nuestro organismo retiene líquidos, es precisamente porque le falta el agua necesaria. Así que quitaros la idea que beber agua perjudica nuestra circulación si padecéis retención de líquidos.
Beber agua aumenta nuestro gasto metabólico hasta un 35%, solo media hora después de haberla bebido. Increíble pero cierto. Es nuestro aliado número uno.
Sólo el hecho de beber dos litros de agua obliga a nuestro organismo a consumir más de 100 kilocalorías…
Tenemos que pensar que más de la mitad de nuestro organismo es agua, y que la mayoría de las funciones corporales se realizan con este elemento, eliminar toxinas, lubricar tejidos, regular la hidratación, etc…
Por eso vamos a mentalizarnos que debemos de beber al menos 2 litros de agua al día.
Pero, ojo, y aquí es donde vamos a detenernos, como y cuando.
Sí, porque ese es el mayor error de todos.
Es mucha la gente que agarra una botella de agua, la pone encima de la mesa, por ejemplo por la tarde, y empieza a beber sin ton ni son.
Así no se hace amigas. Estaremos obligando a nuestro organismo a un trabajo extra en unos pocos minutos, perdiendo de esta manera las ventajas que originalmente tendría que tener beber agua.
Tampoco nos sirve pensar que si salgo a pasear o caminar, y me llevo una botella, ya habré cumplido con mi dosis e agua diaria.
Lo importante es dosificar. De nada sirve pegarnos el atracón, porque nuestro organismo, lo que va a hacer es eliminar rápidamente el sobrante de líquido, perdiendo el efecto beneficioso que el agua hace en nuestro organismo.
Por eso tenemos que marcarnos unas rutinas como venimos haciendo en cada entrada.
Vamos a dosificar de forma equitativa los dos litros de agua durante el día.
Y olvidaros de eso que comentan de beber un par de vasos antes de comer para quitar el hambre. Es una sensación momentánea que nos producirá un efecto rebote en menos de una hora.

Bebamos agua…

Por la mañana, vamos a beber al menos medio litro. Nuestro cuerpo ha estado toda la noche trabajando y limpiando toxinas, que seguramente eliminaremos al levantarnos e ir al baño.
Por eso con medio litro durante la mañana es suficiente. Siempre después del desayuno, dejando al menos una hora de espacio.
Nuestro cuerpo necesita metabolizar el desayuno con tranquilidad.
La mayor parte de agua a beber, debemos hacerla a media tarde, tras el almuerzo, hasta la cena. Al menos un litro de agua. Lo ideal sería dividirlo en pequeñas dosis. Si tenéis la posibilidad de llevaros un botellín con vosotras en vuestro quehacer diario, sería perfecto.
Ir bebiendo poquito a poco, en pequeños sorbitos. Muchos sorbos, pequeños es mucho mejor que un gran sorbo de agua.
Obligamos a nuestro cuerpo a trabajar de contínuo.
Después es conveniente cenar temprano, así tendremos un tiempo después de la cena, para que nuestro cuerpo descanse y poder beber otro medio litro antes de acostarse.
Si sois de las de beber e ir al baño de inmediato, no hay problema, y sino, pues solo hay que esperar un poco antes de dormirse.
Todo esto amigas, es muy beneficioso para nuestras piernas, no solo para adelgazar sino para todo. La circulación, la hidratación, etc se verá mejorada.
Adelgazar las piernas es un proceso más lento que bajar de peso sin más. Es cierto.
Podemos ponernos a dieta, bajar 5 kilos y ver nuestras piernas igual de gordas. Sí, lo sé. Yo también lo he sufrido.
Y lo pasaba fatal viendo que me quedaba en los huesos, que mi cintura era de avispa (casi…) y mis brazos eran lastimeros, y sin embargo… ahí estaban mis piernas, anchas, rollizas y tan gordas como siempre o casi…
Por eso me propuse conseguirlo y empezar a trabajar específicamente en adelgazar las piernas. Ello conlleva algún tratamiento general, claro, pero tendremos que especializar muchos de ellos como ya hemos hecho en entradas anteriores.
Bueno chicas, seguiremos en próximas entradas dando consejos, como os dije basados en la propia experiencia que tan bien me ha resultado.
Ah, y os aviso que ya estoy preparando la “dieta Laura”, (perdonarme si suena pretencioso), para que todas podáis aplicarla.
He sido autodidacta y me alegro de poder enseñaros todo lo que he podido aprender de mis fracasos y mis éxitos.
Besos…Laura…

Adelgazar tus piernas? Dietas milagrosas y menos……

Hola amigas. Hoy vamos a meternos un poco en profundidad con el tema de las dietas.
Alguna no ha hecho una dieta nunca?????
Todas hemos caído en la esclavitud más o menos dolorosa, más o menos cruel de seguir una dieta.
Hay muchos tipos de dietas, desde luego, y de diferente caracter.
Se pueden clasificar de muchas maneras, pero yo las clasifico de la siguiente manera:
* Restrictivas
* Sustitutivas
* Milagrosas
* Rápidas

Si, ya se que podríamos hacer otras miles de divisiones, pero yo las englobo todas en estas cuatro.
- Dietas restrictivas. Son las más duras de seguir, sin duda. Se basan en la eliminación total de todo aquello que ponga en su etiqueta la palabra caloría.
Al final casi todas las dietas tienen algo de restrictivo. Esta claro que ninguna dieta nos va a mandar atiborrarnos de bocadillos de chorizo, verdad?
– Dietas sustitutivas. Son aquellas en la que nos cambian una cosa por otra pero que al final son iguales que las restrictivas. La diferencia es la manera en que se anuncian. Frases del tipo: “comerás de todo…” son características de estas dietas. Y es verdad, comerás de todo, si, de todo lo que no te gusta y no sabe a nada….
– Dietas milagrosas. Muy difundidas. Son dietas del tipo: “come dos cucharadas de zumo de nuez del Nepal al día, y en una semana adelgazaras 20 kilos…”. Si, he exagerado un poco, pero ya me entendéis….
– Dietas rápidas. Básicamente se parecen a las anteriores, pero su forma de venderse es distinta. Utilizan más la estrategia del tiempo, que del milagro, pero al final es lo mismo.

Bueno, hay muchas más claro, cremas milagrosas de las que ya hablamos, dietas científicas, dietas personales, dietas vegetarianas, etc, etc, etc….
Tengo que confesarlo…..LAS HE PROBADO TODAS O CASI TODAS….
Resultado? Ya os iré contando.
Lo que más me llamaba la atención es que no encontré ninguna dieta que me dijera: “sigue comiendo igual”…
Parece lógico,pero fue lo que me llevo a estudiar porque la mayoría de las dietas fracasan. Es sencillo. No usan LA LOGICA.
Alguien les dice: “la fruta es buena y no tiene calorías….”. Pues ya está, no hay dieta que no incluya dos o tres piezas de fruta cada día del año.
Pero alguien se ha preguntado : eso son más de 1000 piezas de fruta al año….es eso sano 100%? Recordáis lo del tabaco y la cantidad???
Esta claro que comiendo tanta cantidad de fruta al año, estamos apartando otros alimentos fundamentales de nuestra alimentación.
Es posible que adelgacemos…posible….pero …a que precio?
Se olvidan de la lógica y se olvidan de dos cosas fundamentales.
1- Cada cuerpo y cada persona es diferente.
2- Nuestro cuerpo es más sabio que ningún especialista en dietética.

Un ejemplo. Salimos a correr una hora. Lo hacemos muy intenso. Llegamos sudando, chorreando….Que nos pide el cuerpo? Un bocadillo de bacalao? Una copita de ron? Nooooo.El cuerpo nos pide agua, porque es lo que necesita urgentemente en ese momento.
Bien, pues la mayoría de las dietas están hechas desde la butaca de un despacho, y no desde las necesidades de nuestro cuerpo. Eso las lleva al fracaso a la larga, y al éxito rápido y comercial de las primeras semanas.

Adelgazar….como???

Pero que queremos? Adelgazar para siempre o durante un mes? Queremos tener unas piernas delgadas, atractivas, sin piel de naranja, sin celulitis…..para siempre o solo para este verano?
Ahí radica la dificultad de conseguir una dieta perfecta.
Y que podía hacer yo?
Odiaba mi cuerpo, en especial mis piernas. Mis piernas eran…..no se como decirlo, eran anchas, muy anchas, gordas, sobre todo en la parte baja de muslos, rodillas y pantorrillas…
Me veía horrible.
Hacía dietas y baja kilos. Luego subía kilos…bajaba….subía….
Le echaba la culpa a la dieta … probaba otra…..lo mismo…
Adelgazaba, pero de cintura, brazos, cara….
Mi culo, mis piernas y mis caderas seguían IGUAL…
Bueno, pues todo ello, me llevo a sentarme un día, pensar y utilizar la lógica.
Estudiar mis hábitos, mis alimentos, mis rutinas…
Empece a hacer pequeños cambios que mi cuerpo me pedía, con solo escucharle.
Fui probando y experimentando….
El resultado hoy es maravilloso, pero ha sido un largo camino. Muchas pruebas y mucha paciencia para ir viendo los resultados.
Hoy puedo decir que tengo mi propia dieta, la dieta que mi cuerpo me ha pedido. Una dieta en la que como lo que necesito, lo que mi organismo me pide. Una dieta en la que no falta ningún alimento, en la que no tengo que comerme miles de piezas de fruta, una dieta en la que mi casa no parezca una selva por la cantidad de verduras que nos mandan comer….una dieta MIA…SANA y EFECTIVA…
Os iré contando poco a poco como llegar a ello. Como conseguir lo que yo he conseguido…
Espero ayudaros y que lleguéis a lo mismo que yo he llegado.
Besos…Laura…

Sobre el ejercicio…hacerlo bien…

Hola amigas. Hoy vamos a tratar un tema muy importante para aquellas que os gusta y que tenéis tiempo para hacer ejercicio.
Se cometen muchos errores, siempre por desconocimiento sobre que es lo más adecuado para tener unas bonitas piernas.
En primer lugar vamos a separar y discernir entre dos tipos de ejercicios. Los que realizamos en gimnasio y los que realizamos al aire libre, más aeróbicos, como correr, etc…
El tema de los ejercicios de gimnasio lo abordaremos otro día con más calma, ya que he visto, y os lo puedo prometer, a mujeres hacer verdaderas barbaridades en los gimnasios, haciendo rutinas de ejercicios junto a hombres, cuando la morfología de estos es totalmente diferente a la nuestra.

La alemana Silke…


No solo eso, sino, que todas sabemos que los hombres, buscan ganar masa muscular, tener unos muslos anchos y unas pantorrillas musculadas. Nosotras no buscamos eso, por lo tanto los ejercicios y rutinas que realizan los hombres, suelen ser perjudiciales para nosotras.
Pero centrémonos en el tema. El ejercicio al aire libre, o para que nos entendamos, el ejercicio más dinámico y menos estático que el del gimnasio.
Hay muchos ejercicios, o rutinas, pero yo voy a centrarme en dos. Correr y nadar. Es algo que todas podemos hacer, verdad?
Hoy vamos a hablar de los beneficios que tiene correr para nosotras y sobre todo para adelgazar nuestras piernas.
Como siempre os he dicho, no hay nada mejor que la experiencia para saber si una cosa resulta o no resulta.
Sólo tenemos que fijarnos en las piernas de las atletas más importantes del mundo, y ahora hemos tenido ocasión con las recientes olimpiadas, para darnos cuenta de como llevan al extremo máximo sus cuerpos y sus piernas según la modalidad que realicen.
Si nos fijamos en las velocistas, esas gacelas que vuelan en distancias corta, vemos que tienen unos muslos enormes, y sus pantorrillas, están también muy desarrolladas. No es lo que buscamos. Estas mujeres necesitan explosividad y fuerza. Nosotras no, desde luego.
Podemos observar también a las fondistas, el extremo opuesto. Estan tienen unas piernas extremadamente delgadas, sin apenas muslos, con unos músculos largos y finos, que a veces, y perdonar la exageración, tienden a la anorexia. Tampoco es nuestro objetivo. Eso sería como adelgazar sin comer, dejando piel sobre hueso en nuestro caso, para que me entendáis.
Debemos buscar para eso un punto intermedio. Y lo encontramos en las atletas de medio fondo y las saltadoras de pértiga por ejemplo.
Porque? Sencillo. Necesitan aunar fuerza con velocidad, por tanto sus piernas son una mezcla de las anteriormente citadas.
Fuertes, con músculo, pero sin exagerar, delgadas, pero sin llegar al extremo de las fondistas.
Un ejemplo: Yelena Isinbayeba. Esta famosa atleta rusa tiene unas piernas mucho más cerca de lo que buscamos.
Podéis verla en las fotos.

Yelena Isinbayeba…

Entonces parece claro, que debemos centrarnos en un equilibrio entre fuerza-potencia y elasticidad-resistencia.
No os asustéis, que no vamos a prepararnos para las próximas olimpiadas, pero si podemos aprender de los resultados de quien si lo hace, para saber como debemos hacer ejercicio, como debemos correr.
Conozco algunas amigas, que salen a correr cada mañana. Nada más salir empiezan a correr a “toda pastilla”, sufriendo, pasándolo mal, sudando demasiado, y en definitiva realizando un ejercicio que lo que provoca es un desgaste instantáneo en nuestro organismo que necesitará reponer todo eso perdido de forma inmediata. Que sucede? Que llegan a casa, destrozadas, con un hambre terrible y una sed brutal. En ese momento, comen sin fondo, porque el cuerpo lo pide y sobre todo beben mucho para recuperar el líquido consumido.
Es bueno para nuestras piernas? Definitivamente no. Es bueno para nuestro corazón, para nuestro riego sanguíneo, etc…Pero no para nuestras piernas. Por eso, nunca hagáis lo que he comentado si lo que buscáis son unas piernas bonitas.

Otra foto de Yelena

De esta manera, indagando e investigando, empecé a estudiar las rutinas de entrenamiento de las atletas de salto con pértiga, para mi, las que tienen las piernas más bonitas del mundo del atletismo.
Lógicamente mi objetivo no es batir el récord mundial de salto con pértiga.
Pero si me ha servido para ver como entrenan, que ejercicio hacen, como corren y sobre todo y muy importante, que cosas no hacen.
Y os aseguro que una pertiguista no se tira horas corriendo y sudando a lo “bestia”.
Pues bien amigas, de esta manera llegué a descubrir, que las que somos amigas de hacer ejercicio, no tenemos que matarnos haciendo barbaridades y sufriendo, para llegar a tener unas piernas de ensueño.
He recopilado los ejercicio y la forma de correr y entrenar de estas atractivas mujeres.
Y os lo mostraré en las próximas entradas. Pero ya os adelanto que no tendréis que salir a las 7 de la mañana de casa a correr por vuestra ciudad y llegar a casa agotadas y sudorosas para llegar a tener las piernas que queremos.
Básicamente la carrera que realizan en una carrera lenta, suave, en terreno blando, combinado con ejercicio cortos y específicos.
Será divertido y haréis ejercicio de forma suave y amena.
Como os digo iremos hablando poco a poco de ello.
Para las que os gusta hacer ejercicio será un placer con grandes resultados.
Las que odiáis hacer deporte o no tenéis tiempo aprenderéis sobre todo que no hay que hacer y a lo mejor os animáis a empezar a hacer ejercicio.
Besos…Laura…

Primer ejercicio para nuestras piernas…

Como ya os comenté, mi intención es ayudaros a mejorar vuestras piernas sin que ello suponga un sacrificio enorme.
Claro que si vamos todos los días al gimnasio y nos matamos a trabajar, si hacemos una dieta superestricta, usamos 20 cremas, y nos damos 10 masajes diarios, mejoraremos rápidamente el aspecto de nuestras piernas.
Pero, …. quien tiene tiempo para eso? Y lo que es peor, quien tiene la fuerza de voluntad para hacerlo de manera constante? Eso sin contar el dineral que nos gastaríamos.
Por eso vamos a tratar de hacer las cosas sin salirnos de nuestra rutina diaria, de una forma cómoda y sencilla.
Vamos a hacer gimnasia sin saber que lo estamos haciendo, de manera que será muy fácil de llevar.
Empecemos son una pregunta. Sabéis cuantas veces nos agachamos al cabo del día?
Se estima que entre 10 y 20 veces son las que nos agachamos a recoger cosas del suelo o por diferentes motivos.
Esto significa, que si ponemos una media de 15 veces, pues nos agachamos unas 450 veces al mes. Mas o menos unas 5.400 veces al año.
Eso son muchas veces. Y si las duplicamos, no digamos nada. Hablaríamos de mas de 10.000 al año. Sí, solo en un año, haríamos más de 10.000 flexiones para agacharnos.
Pues bien, esto tenemos que aprovecharlo.
EL problema inicial es que nos agachamos mal.

Como debemos agacharnos.

En la imágen que os he puesto, podéis ver como debemos agacharnos.
Las mujeres tenemos un cuerpo muy flexible. La madre naturaleza nos ha dotado de ella por diversos motivos. Somos mucho más flexibles que los hombres, por eso normalmente cuando recogemos algo del suelo, lo hacemos doblando nuestra cintura, y fácilmente llegamos al suelo.
Mal hecho. Sí, aparte de los daños para nuestra espalda, estamos desperdiciando una magnifica ocasión de mejorar nuestras piernas.
Solo hay que acordarse de hacerlo de la manera correcta, es decir doblando las piernas, tal y como podéis ver en el dibujo.
Si, ya se que es más cansado, pero el beneficio será mucho mayor de lo que pensáis.
Pues bien, ya tenemos nuestra primera tarea. Agacharse bien. Nuestras piernas nos lo agradecerán. Tonificaremos los músculos y los fortaleceremos, ayudando a quemar la grasa de más.
Acordaros chicas. Solo con agacharse correctamente cada vez que tengamos que hacerlo haremos más de 5.000 flexiones de piernas al año. Eso acaba notándose.
Y para las que queráis avanzar más rápido, solo hay que hacerlo doble. O sea. Que me tengo que agachar para coger algo…pues lo hago dos veces seguidas.
Tampoco hay que tener tanta fuerza de voluntad, ni es exigir mucho.
Estamos en casa, y vemos un bolígrafo en el suelo…pues nos agachamos dos veces de la forma correcta. Animo chicas. Con sólo esto estaremos haciendo mas de 10.000 flexiones al año.
Alguien duda que será beneficioso para nuestras piernas?
Ponerlo en práctica y veréis que sencillo se os hace.
Besos…

Bebidas para adelgazar las piernas

Hola amigas. Aquí estamos de nuevo para seguir avanzando en este proyecto tan bonito que nos llevará con constancia y trabajo a adelgazar y lucir unas piernas bonitas, delgadas y estilizadas.
Hace días tratamos el tema de la bebida un poco a modo de iniciación.
Aunque volveremos más adelante sobre ello, y con más profundidad, hoy vamos a hacer un resumen de las principales bebidas y como afectan todas ellas a nuestro objetivo de adelgazar en general y adelgazar las piernas en particular.
Y señalo esto porque cuando hablamos de adelgazar en general tenemos que pensar que no es lo mismo, que adelgazar una parte específica, como ees este caso, las piernas.
Bueno, empecemos…
Voy a hablaros hoy de varias bebidas. En realidad de casi todas las que consumimos normalmente.

Agua para nuestra piernas….


En primer lugar, que quede claro que ninguna bebida en sí es maligna, siempre que no la tomemos en grandes cantidades, y asímismo ninguna bebida nos hará adelgazar aunque la bebamos en cantidades industriales.
La primera bebida que tratamos hoy son los refrescos. Todas lo sabemos…no son buenos. Tienen cantidad de elementos que no son precisamente lo que más nos va a ayudar a la hora de adelgazar. Así, que los refresco típicos que todas tenemos en mente debemos apartarlos lo más posible de nuestra rutina. Por supuesto que no pasa nada si nos tomamos un refresco el fin de semana con las amigas.
Pero eso si, y con esto se que voy a sorprenderos. Nada de bebidas light. En serio. En realidad la única ventaja que obtendremos es su baja cantidad de azúcar, algo que no es imprescindible, siempre como ya os dije que no bebemos litros y litros de refresco al día.
Las bebidas bajas en azúcar o Cero azúcar, son más perjudiciales para nuestro objetivo que las normales. No tienen azúcar, pero si aditamentos, y elementos, mucho más perjudiciales. No sólo para nuestra salud, sobre lo cual hay numerosos estudios y experimentos, que incluso hablan de propiedades cancerígenas, sino que tienen una cualidad que es nuestra enemiga mortal….causan apetito. Si, amigas, es cierto. Hay estudios que lo demuestran. Entonces, de poco vale tomarme una cola light, que no lleva azúcar, si esta misma bebida va a incitarme a comerme un buen bocadillo de calamares fritos….
Ya sabéis, refrescos poco, y mejor que no sean light, los normales de toda la vida…
Hablamos ahora de los zumos. Por supuesto que son buenos para nuestra salud, sobre todo en el desayuno, pero…..NATURALES…
A ver, si nos tomamos un zumo de esos envasados, que nos aseguran que llevan x naranjas exprimidas por ejemplo…¿que narices es el resto del líquido que ingerimos?
Podéis imaginar…química y más química.
Durante 15 días estuve tomando un vaso de zumo en tetrabrik de una marca conocida, para desayunar y para merendar.
Los resultados al cabo de 15 días fueron, un ligero aumento de peso y lo que es peor, un aumento en el perímetro de mis piernas…
Porque? Es fácil, solo tenéis que leer el contenido de estas bebidas y lo entenderéis.
Así que si vamos a tomarnos un zumo (sólo por las mañanas) que sea natural, por favor…sea de la fruta que sea. Y si vivís en el campo o podéis conseguirlo, que sea de frutos de campo y no de supermercado…Algún día os lo explicare el porqué…
Voy a pasar rápido por dos bebidas que no ofrecen dudas. El alcohol y las bebidas energéticas. Ambas…NO. La primera no hace falta que me extienda mucho verdad? En el anterior post ya hablamos del alcohol y de sus efectos.
En cuanto a las bebidas energéticas, son otro de nuestros grandes enemigos y más si hablamos de nuestras piernas.
Estás bebidas están diseñadas para reponer una serie de nutrientes y elementos que perdemos cuando realizamos esfuerzos muy, muy,muy grandes. Vamos, que por salir corriendo a buscar al crío al colegio y llegar con la lengua fuera, no tenemos que tomarnos una botella de estás. Tienen azúcares y compuestos comprimidos energizantes, que no nos vienen nada bien.
Si alguna vez, hacemos algún ejercicio extra, que nos canse y nos agote, y para recuperar y protegernos de las temidas “agujetas”, mi consejo es un vasito de agua con una cucharada de azúcar bien disuelta, justo después de haber hecho el esfuerzo. Nuestro organismo lo usará para reponer lo que ha gastado y no nos causará ningún problema. Pero por favor, tomar bebidas energéticas a diario, para tener vitalidad o energía es un error.

Los refrescos….no aconsejables


Otra bebida que os voy a mencionar, hoy un poco por encima sólo, son las infusiones…
En general, y digo en general pueden ser aliadas nuestras. Muchas son diuréticas, pero esto es algo que tendremos que tratar con cuidado. En general, ya os digo, un té, una manzanilla, etc…no son nuestros enemigos. Mi predilección, porque me encanta y porque es maravilloso para nuestro cuerpo es el té.
Más adelante os escribiré un post sobre el té, los distintos tipos y sus propiedades, y como pueden ayudarnos mucho en nuestro propósito de adelgazar, en especial adelgazar las extremidades…
La leche. Bueno, seguro que todas sabéis las propiedades de la leche.
Es buena? Para la salud si…con matices. También hablaremos de ella más adelante. Lo cierto es que un café con leche, o mejor dicho, leche con un poquito de café a la mañana, no va a ser nuestro enemigo. Eso sí, desnatada…
No es que la leche entera sea mala o nos vaya a perjudicar sobremanera en contra de lo que podáis pensar. Daros cuenta que la leche entera que nos envasan hoy, poco o nada tiene que ver con la leche “entera de verdad” que tomaban nuestras abuelas. Pero aún así, mejor tomamos la desnatada.
Y para acabar, nuestra mejor amiga…EL AGUA. Sí y por muchos motivos…Para adelgazar, por salud, por nuestros riñones, por nuestro estómago, por nuestro tracto intestinal, para tener energía, etc, etc….
Cuando hacemos un esfuerzo, basta con beber agua. Es la mejor manera de recuperar nuestras pérdidas. En casos extremos como os dije, con una cucharadita de azúcar…
Y sobre todo, porque amigas mías…somos agua en nuestra mayor parte, y agua tenemos que beber para mantener nuestro equilibrio corporal.
Además y con esto voy a terminar mi post de hoy…el agua es lo que nos pide nuestro propio organismo cuando necesita líquidos….
No me creéis? Os propongo un reto para acabar…
Cuando tengáis sed, aguantar las ganas todo lo que podáis. Llegará un momento en que tendréis una ganas tremendas de beber. Aguantar un poco más, todo lo que podáis y comprobaréis una cosa.
Os daréis cuenta que durante los primeros momentos de sed, os apetecerá un refresco o un buen vaso de vuestra bebida favorita, pero iréis comprobando que a medida que vuestras ganas de beber aumentan, y cuanto más grandes sean estas…..empezarán a entraros ganas de beber…AGUA…
Sí, probarlo, veréis como no os miento. El AGUA es salud, y es nuestra mejor amiga, aunque también hablaremos de las distintas aguas que tenemos a nuestro alcance.
Haremos más adelante un completo post sobre el agua.
Bueno amigas, espero que os haya gustado y….a beber AGUA, que nuestras piernas nos lo agradecerán.
Besos…Laura…

Sencillo ejercicio para piernas.

Hoy os muestro otro pequeño ejercicio que realizado cada día nos va a ayudar mucho en nuestro objetivo de adelgazar las piernas y tener un aspecto mucho más estilizado.
Como siempre os he dicho, no esperéis milagros ni resultados sorprendentes. Quién os prometa eso, lamento deciros que os engaña.
He probado todo lo que se puede probar, porque mis piernas eran lamentables. Gordas, fofas, enormes…totalmente diferente al resto de mi cuerpo.
Pero os aseguro que adquiriendo unas rutinas en nuestras vidas, en el día a día, podemos lograr nuestro objetivo.
En el último post os hable como sobre agacharos y como hacerlo una rutina en nuestra vida. Logramos hacer más de 10.000 flexiones en un año, que nos ayudarán a adelgazar nuestras piernas sin duda.
Hoy otra muestra, de como, con un mínimo esfuerzo, cada día lograremos resultados óptimos.
Todas sabemos que los masajes son perfectos para que nuestras piernas se vuelvan más esbeltas, ayuda a la circulación y tonifica nuestros músculos.
Pero un masajista cuesta dinero, verdad? Claro. Podemos hacerlo de vez en cuando, pero no podemos estar todo el día en el masajista.
Pero si podemos hacerlo nosotras mismas, dedicando unos minutos cada día.
Pues bien, marquémonos nuestra propia rutina.
Cada día, al acostarnos, realizaremos el siguiente ejercicio.

Ejercicio para adelgazar piernas

Fijaros en la foto. Antes de meternos en la cama, solo tenemos que dedicar cuatro minutos diarios. Dos minutos en cada pierna.
En la postura que veis en la foto, haremos un masaje ascendente, desde el tobillo hasta la rodilla, presionando con firmeza con ambas manos. Haremos movimientos lentos, de varios segundos. Así durante un minuto. Luego haremos lo mismo con el muslo. Desde la rodilla hacia arriba. Otro minuto.
Repetiremos con la otra pierna, otros dos minutos.
Nada mas. No hay que obsesionarse. Si tenéis ganas y estáis animadas, podéis hacerlo más tiempo, pero no os pongáis metas muy altas que podáis hacer hoy, pero mañana os dará pereza hacer.
Pensar que lo importante es la constancia.
Solo con estos cuatro minutos diarios, habremos masajeado nuestras piernas mas de 24 horas en un año. Un día entero nada menos.
Es sencillo y los resultados serán visibles en unos meses.
Pero no caigáis en el error de hacer el ejercicio tres días y correr a buscar la cinta métrica a ver cuento habéis adelgazado porque os desanimaréis.
Hacerme caso. La paciencia y la constancia serán nuestras armas en este largo camino.
Besos a todas…

Masajes para adelgazar las piernas

Hola amigas. Hoy vamos a tratar un tema bastante interesante y sobre todo muy recurrente. EL tema de los masajes.
Ante todo, y como punto de partida, deciros que si nos vamos a plantear el tema de los masajes como partida para adelgazar nuestras piernas, olvidaros, chica.
Los masajes nos van a proporcionar muchas cosas, algunas de ellas fundamentales, pero no esperéis que haciéndonos masajes vamos a adelgazar nuestras piernas.

Masajes para nuestras piernas


El primer consejo que os puedo dar, es que en tema de masajes debemos acudir a expertos en la materia y cuando digo expertos no estoy hablando de salones de belleza.
Me explico. En un salón de belleza pueden darnos un buen masaje relajante, estimulante y hasta terapéutico, pero jamás ningún masaje que nos haga adelgazar, como ya os he dicho.
Por eso, debemos tener bien claro donde vamos y que vamos a conseguir.
Un masaje relajante, o estimulante, nos vendrá genial. Hasta puede que nos ayude con la tersura de nuestra piel, y si las cremas que nos pongan son de calidad, pueden ayudarnos con la firmeza de nuestras piernas. Si, eso podemos lograrlo, acudiendo cada cierto tiempo a un salón donde nos hagan este tipo de masajes. Eso si, son efectos momentáneos y transitorios.
Por propia experiencia…los masajes no eliminan grasa. Tenerlo claro.
Ahora bien, si acudimos a profesionales del deporte, gente acostumbrada a tratar las piernas de deportistas, los beneficios pueden ser mucho mayores. Estos profesionales son expertos en recuperación y tonificación muscular y mejora de la circulación.
Pues bien, ese es mi consejo. Fisioterapeutas especialistas nos harán mucho más beneficio en nuestras piernas que en cualquier salón de belleza.
Eso si, siempre que busquemos lo que estamos hablando. Mejora de la circulación, y tonificación muscular.
Ya se que habéis visto miles de anuncios en la prensa y en todos los medios sobre salones de belleza que nos dejaran delgadísimas en varias sesiones. En fin, si los hay, yo no los conozco y he estado en bastantes.
Esto no significa que no podamos ir y recibir un relajante masaje en un salón de belleza. Ningún mal nos harán y saldremos relajadas y descansadas. Pero no esperéis la terapia que queremos encontrar.
Estos profesionales usan además productos específicos que no suelen usar en los salones de belleza.
El inconveniente es que suelen ser más caros. Y claro, no les digamos “quiero un masaje para adelgazar…” porque como poco se reirán. Debemos solicitar un masaje para reactivar nuestra circulación y tonificar nuestras piernas.
Yo acudo regularmente a un gran especialista de mi ciudad y las ventajas y resultados son maravillosos.
No busco adelgazar mis muslos ni mis pantorrillas, pero si consigo que estén mucho más tersos, más suaves y en general con una sensación de relax increíble.
Bueno, es mi experiencia, y es lo que yo hago y me da resultado.
Otra cosa. Se que son caros. Por eso, y de forma un poco casera, podemos nosotras mismas darnos esos masajes en nuestra casa.
Solo dos consideraciones. Usar cremas para reactivar la circulación, dar abundantemente y masajear de arriba a abajo siempre, extendiendo la crema hasta que desaparezca y repetir al menos tres veces.
No notaréis cambios inmediatos, pero tras unas semanas de usarlo veréis que nuestras piernas van cambiando y consiguiendo una tersura y firmeza que antes no teníamos.
Y si tenemos alguien que nos pueda ayudar mejor aún, más relajación extra obtendremos.

Pequeñas descargas…


Y no puedo terminar sin hablar de los famosos masajes “eléctricos”. Si, ya sabéis. Esos parches que nos ponemos y que nos dan pequeñas descargas eléctricas.
Bueno, pues siempre que no pongamos una intensidad demasiado fuerte, no es perjudicial para nuestro objetivo. Con ello podemos lograr activar la corriente sanguínea y la circulación, pero no pongamos demasiada tensión porque obtendremos efectos negativos. Entre ellos cansancio muscular, desarrollo de los propios músculos y efecto deficitario. Para aclararnos, los músculos deben trabajar “realmente” no ficticiamente. Por eso, si usáis estos aparatos, que sea con el único objetivo de activar la circulación y para ello hacerlo con intensidad baja.
Bueno amigas, nada más por hoy. Espero haberos ayudado algo sobre el tan traído y llevado tema de los masajes. Más adelante hablaremos en detalle de ellos e incluso os pondré videos de masajes, como darlos, como recibirlos, y los efectos que producirán en nuestras piernas.
Besos…Laura…

Otro ejercicio para adelgazar las piernas

Hoy voy a hablaros de otro sencillo ejercicio que no nos llevara nada de tiempo y nos ayudará muchísimo a tener una piernas delgadas y esbeltas.

Siempre hemos escuchado que subir escaleras es un ejercicio muy sano y saludable, además de ayudarnos a mantener una figura envidiable.
Además es ideal para las piernas, porque las fortalecen, y ayuda a eliminar la grasa que acumulamos.

Que conste que subir escaleras, es principalmente beneficioso para las pantorrillas pero también para los muslos y mucho más de lo que pensamos.
Pero podríamos aprovechar mucho más aún este espléndido ejercicio, si las subimos de una forma un poco especial.
Igual que en las entradas anteriores, quiero deciros que no se trata de ponernos a subir escaleras a todo meter. Simplemente se trata que las subamos de otra manera.
Además como esfuerzo extra, cuando vayáis a alguna casa donde tengáis que subir uno o dos pisos, hacerlo como vamos a ver, evitando el ascensor. No lo hagáis si son muchos pisos. Nos agotaremos y le cogeremos fobia a las escaleras.
Sólo uno o dos pisos. Con eso es suficiente.
No voy a haceros el cálculo de las miles de escaleras que subimos al cabo del año, y de las muchas más que podemos subir y no hacemos.
Pero vamos por partes.
Fijaros en la foto.

Subiendo escaleras

Así es como subimos las escaleras todas. Y siempre lo hacemos así porque es más fácil y ahorramos energía.
Apoyamos todo el pie, de puntera a tacón, casi al mismo tiempo.
Eso aumenta la superficie de contacto y minimiza como digo el esfuerzo.
Pues nosotras vamos a hacerlo de otra manera. Las subiremos apoyando solamente la parte delantera de nuestro pie, evitando poner el talón en el suelo.
De esta manera, notaréis como vuestros músculos de las piernas se endurecen porque están haciendo un esfuerzo mayor.
Parece una tontería, pero al cabo de unos meses, después de miles de escaleras, nuestras piernas se irán fortaleciendo y como consecuencia, irán eliminando grasas y se irán haciendo más delgadas.
No tengáis miedo a desarrollar demasiado los gemelos de las piernas.
Es difícil que se lleguen a desarrollar tanto que cojan un aspecto demasiado musculado.
Fijaros sino en las atletas que corren competiciones. Sí, se les notan demasiado los músculos, pero solo cuando los someten a esfuerzos. En reposo o estado normal, tienen unas piernas preciosas y os lo digo yo que tengo alguna amiga que corre muchas horas y hacen ejercicio todos los días y tienen piernas de envidiar.
Así que animaros y adelante, a subir escaleras de esta nueva forma, y poco a poco, iremos mejorando el aspecto de nuestras piernas.
Ah, y no dejéis de hacer los que comentamos en post anteriores.
Besos…

Eliminar las cartucheras de nuestras piernas

Hola amigas. Hoy vamos a hacer una introducción sobre las tan temidas cartucheras, esas desagradables masas de grasa que nos aparecen en los laterales de nuestras piernas.
Ya os lo he dicho más veces. No hay milagros, pero si podemos ir poco a poco torneando nuestra figura y en especial nuestras piernas.

Malditas cartucheras…


Adelgazar en sí, no es tan difícil como parece. Una buena dieta, o mejor dicho una manera distinta de comer como ya veremos, y algo de ejercicio por poco que sea, nos hará perder peso.
Pero eso no nos garantiza que las masas de grasa en determinadas zonas desaparezcan.
Y es mucho más antiestético estar muy delgadas y tener cartucheras, porque se notan muchísimo más que a las que están gorditas.
Por eso es fundamental rebajar esa zona, que por otra parte sabemos disimular muy bien con ropa encima, pero cuando llega el verano y tenemos que enseñar nuestras piernas, no hay manera de disimularlo.
Vamos a centrar lo que tenemos que hacer en 3 pasos.
El primero de ellos es el ejercicio específico. Más adelante iremos viendo muchos ejercicios que nos ayudarán con el objetivo, pero hoy sólo voy a enseñaros dos y que además son muy sencillos de realizar.

Ejercicio típico


El ejercicio típico que encontraras en cualquier página:
Echate de lado en el suelo y levanta la pierna hacia arriba. Si colocas algo de peso en ella mejor.
Pero este da muy buenos resultados y es un ejercicio muy sencillo y que podemos hacer en cualquier momento. Solo necesitamos una silla alta para que las piernas nos queden colgando. Solo tenemos que dejar la pierna totalmente quieta y levanta el empeine.
Al hacer el movimiento hacia arriba del empeine podréis notar como se endurece la parte de las cartucheras.
Bien, estos ejercicios, debemos mecanizarlos. De la misma manera que en entradas anteriores hemos “memorizado” y “mecanizado” movimientos como bajar y subir escaleras, rutinas en casa fáciles de seguir, hoy vamos a hacer lo mismo.
Debemos buscar un sitio y un momento para realizarlo cada día.
Pongamos un ejemplo. Supongamos que cada mañana nos tomamos un café en la cafetería. En vez de sentarnos en una silla baja, lo haremos en los taburetes de la barra. Son altos y nuestras piernas quedarán colgando, por lo que podremos hacer el segundo de los ejercicio que hemos mencionado. Los primeros días necesitaremos concentrarnos en ello, pero cuando se convierta en rutina, lo haremos sin el menor esfuerzo como algo natural. Pensar cuantos días al cabo del año vamos a realizar el ejercicio y aunque solo lo hagamos durante 10 minutos, al cabo de un año, son muchas horas de ejercicio específico que habremos hecho, sin haber dedicado un tiempo extra para ello. Solo dentro de nuestra rutina diaria. Cada una debe buscar su momento y su sitio.
El segundo aspecto tiene que ver con las cremas. Y además va unido al tercer punto que es el masaje.
Combinaremos ambos procesos.

Cartucheras…


Para ello debemos utilizar una crema estimuladora de la circulación. Ya os he comentado otras veces, que las cremas hidratantes están muy bien para eso, para hidratar, pero ese beneficio es externo, solo nuestra piel se beneficiará de ello.
Hay cremas en el mercado usadas por los deportistas, que estimulan la circulación de una forma muy eficaz. Ya sabéis que no hablo de marcas de momento, pero en cualquier farmacia las podéis encontrar.
Recordar, son cremas específicas para la circulación.
Estas cremas suelen ser muy fuertes, por eso solo debemos usarlas en la zona a tratar, en este caso nuestras odiadas cartucheras.
Además debéis dejar algún día de descanso para que la piel descanse.
Hay que echar la crema abundantemente y masajear con fuerza.
Hay dos movimientos básico. Uno en modo de pinza abriendo y cerrando la mano, pero sin dejar de apretar con firmeza. Y el segundo un movimiento hacia abajo y hacia arriba. El movimiento hacia abajo debe ser más firme y fuerte que el ascendente.
Un buen momento es la noche antes de acostarnos. Nos sentamos al borde de la cama y lo podemos hacer sin esfuerzo y en tan solo 10 minutos.
Repito, no esperéis milagros. Este es un proceso a largo plazo. Si no tenéis paciencia y sois constantes no tendréis resultados.
Plantearos el objetivo de aquí al verano. Poneros esa meta.
Grabar en vuestra mente el verano del próximo año, y motivaros pensando lo preciosas que van a estar vuestras piernas. Veréis como os ayuda. Hay que ser positivas.
Bueno amigas. Más adelante veremos las ejercicios, más rutinas y más trucos para esa zona específica, pero de momento para empezar con ganas seguir estos consejos. Ya sabéis que siempre os hablo por propia experiencia.
Besos…Laura…

Adelgazar las piernas. Otro sencillo truco.

Hola amigas.
Ya sabéis que el objetivo de este blog, es conseguir una bonitas piernas, con pequeños trucos que podemos realizar en el quehacer diario.
Ya hemos visto varias rutinas que podemos aplicar en el día a día.
Hoy os enseño otra, sencilla y menos intensiva, pero que ayudará a adelgazar nuestras piernas poco a poco.
Se trata de aplicar una determinada postura a la hora de sentarnos.
Cuando estamos en la tranquilidad de nuestra casa y nos sentamos en el sofá a ver la tele, siempre buscamos lógicamente la postura más cómoda. Y más que sentarnos nos tiramos en el sofá.
Lo mismo hacemos cuando nos sentamos en una silla.
Hacemos un movimiento rápido y sencillo.
Lo hacemos así porque es la manera de hacerlo con el mínimo gasto y de la forma más sencilla.
No vamos a hacer cálculo complejos, pero nos sentamos y levantamos unas 30 veces al día, lo que equivale a casi 11.000 veces al año.
Fijaros el beneficio que podríamos obtener si lo hacemos de una forma que obligue a nuestras piernas a trabajar.
Vamos a ello…

Sentarse bien. Ideal para adelgazar las piernas

Fijaros en el gráfico que os acompaño.
Hay que sentarse lentamente, sin apoyar las manos, solo acercarlas para tomar referencia de la distancia.
Y poco a poco vamos bajando hasta estar sentadas. Hacerlo lo más lento que podáis y notaréis como trabajan vuestras piernas.
Probarlo ¡¡¡
Lo mismo haremos cuando nos levantemos. Aquí sí es conveniente hacerlo apoyando un poco las manos al principio para iniciar el movimiento, ya que si lo hacemos sin apoyarnos, podemos dañar nuestra espalda.
Probarlo de nuevo y notaréis, como vuestras piernas están haciendo un ejercicio extra que antes no hacíais.
Y lo mejor de todo es que no tenemos que dedicar nada en absoluto de tiempo extra. Solo seguimos con nuestras rutinas diarias sin cambiar nada de nuestra vida.
Con todas estas rutinas, serán muchas las horas, que sin darnos cuenta, estaremos haciendo trabajar a nuestras piernas, con un resultado asombroso al cabo de unos meses.
Os lo digo por experiencia, porque yo, cansada, de gimnasios, de dietas agresivas y pomádas y cremas milagrosas, decidí aplicar mi propio método y conseguí muy buenos resultados.
Espero que a vosotras también os ayude, amigas.
Besos…